- Safe Democracy Foundation - http://spanish.safe-democracy.org -

La consolidación de una oposición

Recomendaciones para un gobierno (responsable) en la sombra
[1]

Por Ricardo Israel Z. (para Safe Democracy)

Ricardo Israel Z. escribe una serie de recomendaciones sobre qué puede y debe hacer la oposición venezolana liderada por Manuel Rosales si desea de ahora en más conformar una oposición responsable y ganar las próximas elecciones (2013). Algunas de ellas son: continuar con el proceso de unidad; tener un programa que sea atractivo para los venezolanos más desfavorecidos; insistir en los defectos del prolongado gobierno de Chávez; organizarse como oposición a través de un movimiento o partido instrumental, y en lo internacional, promover la integración de la región sin interferir en la política interna de otros países.


[2] Ricardo Israel Z. es Catedrático de Ciencia Política de la Universidad de Chile. Tiene un Ph.D. y un Master en Ciencia Política por la Universidad de Essex y dirige el Centro Internacional para la Calidad de la Democracia y la Escuela de Ciencias Jurídicas y Sociales de la Universidad Autónoma de Chile. Preside el Comité de Fuerzas Armadas y Sociedad de la Asociación Mundial de Ciencia Política. Ha publicado decenas de libros y ensayos traducidos a varios idiomas y es conductor y comentarista de programas políticos e internacionales en Radio y TV de Chile.

LAS ELECCIONES PRESIDENCIALES fueron ganadas en forma contundente por Hugo Chávez, tal como se esperaba. Sin embargo, la novedad es la consolidación de una oposición.

Existieron problemas menores, pero del triunfo de Chávez no hay duda. El presidente venezolano ha enfrentado varias veces las urnas y en todas ha ganado.

¿Qué puede hacer la oposición?

UNO
Continuar con su proceso de unidad. Le costó mucho trabajo llegar a este punto, pero encontraron un líder como Manuel Rosales que unió a sectores muy dispares y lo lógico sería potenciar su figura y prepararse para las próximas contiendas electorales.

DOS
Tener un programa que sea atractivo para los venezolanos más desfavorecidos, beneficiados por el asistencialismo y el clientelismo creado por las misiones, pero que a diferencia de corrupciones anteriores llegan directamente con sus servicios a quien más lo necesita.

TRES
Insistir en los defectos de tan prolongado gobierno, donde a pesar del precio excepcional del petróleo, la pobreza y la delincuencia han aumentado y el crecimiento económico es débil.

CUATRO
No cometer errores anteriores, como intentar convencer a la comunidad internacional que el triunfo de Chávez en el referéndum revocatorio fue ilegítimo, o peor aún, abstenerse de presentar candidatos a la Asamblea, acción que le dio al régimen en forma gratuita una mayoría tal que permitió sacar adelante toda ley que el Comandante propusiera.

CINCO
Organizarse como oposición a través, quizá, de un movimiento o partido instrumental, que más que una ideología tenga un elemento común como la diferenciación con el régimen y la revolución bolivariana. Ello significa trabajar como oposición, fiscalizando y controlando el gasto público y la corrupción, además de controlar también la forma en que se malgasta el dinero recaudado gracias al precio excepcional del petróleo. En el plano internacional, debe cuestionar el intervencionismo en el resto de la región.

SEIS
Tratar de impedir el monopolio sobre las funciones estatales. En efecto, la democracia no sólo son elecciones, sino también separación de poderes. Desde el punto de vista electoral, Hugo Chávez ha ganado todas las elecciones a las que se ha presentado, pero en el mismo proceso ha sumado los poderes ejecutivo, legislativo y constituyente. Además, en un país dividido, sus partidarios son mayoría en la Corte Suprema de Justicia, y en los organismos que controlan el sistema electoral.

[3] DIVERSIFICAR LA ECONOMÍA
En Venezuela hay libertad de reunión y de prensa. Es tarea fundamental de la oposición que se mantengan, al igual que evitar que Hugo Chávez siga monopolizando el poder.

El Presidente Chávez ganó una vez más. Le esperan muchos desafíos como la diversificación de una economía totalmente dependiente del petróleo, la reducción de la violencia y la delincuencia, programas sociales que sean sostenibles más allá del precio del crudo, y la disminución, tanto de la pobreza como de la corrupción.

[4] UN LARGO CAMINO
En lo internacional enfrenta el tema de promover la integración de la región sin interferir en la política interna de otros países. Pero sobre todo, aparece el desafío de redefinir la relación con Estados Unidos, con quien a pesar del intercambio de insultos y contrariamente a lo que se piensa, mantiene una relación completamente normal debido a intereses mutuos: sin diferendos jurídicos y dependientes ambos de la relación petrolífera, ya que la Venezuela de Chávez es el cuarto aprovisionador de petróleo para la potencia y uno muy confiable, que nunca ha dejado de cumplir con un envío.

Estos elementos son los que deben ser fiscalizados por una oposición que no debiera marginarse, sino transformarse en un elemento cada vez más activo de la vida política venezolana.

Sólo entendiendo su camino como uno largo, de oposición cotidiana y permanente podrá tener posibilidades reales de ganar las próximas elecciones y evitar ser avasallada.

Safe Democracy le invita a suscribirse gratis al boletín electrónico semanal, con el análisis y los comentarios de nuestros expertos internacionales (pinche aquí). [5]