SortuEduardo Virgala
11/02/2011

El nuevo partido de la izquiera Abertzale, Sortu, no hace más que traer polémica. Formado por antiguos miembros de Batasuna (obligada a su disolución el 30 de junio de 2009 por el Tribunal Europeo de Derechos Humanos), aseguran que han rectificado su posición y rechazan la violencia “cualquiera que sea su origen y naturaleza; rechazo que, abiertamente y sin ambages, incluye a la organización ETA, en cuanto sujeto activo de conductas que vulneran derechos y libertades fundamentales de las personas”. La legalización de Sortu ha sorprendido a mucha gente, pero con sus declaraciones han demostrado que realmente han roto con su actitud anterior y que no son simplemente una continuación de Batasuna. Esperemos que esto sea verdad.

Eduardo Vírgala Foruria es catedrático de Derecho Constitucional en la Universidad del País Vasco

Enlace a la fuente original