Hamid KarzaiFouad Ajami
10/27/2010

Afganistán es un gran proyecto americano, su guerra más larga, y ahora que sus aliados de batalla se han ido, la situación es cada vez más dudosa. Lo destacable de su presidente, Hamid Karzai, es su perversa honestidad. No necesitó ser un gran estratega, sino solamente estar atento a las decisiones del resto de gobiernos de los que depende su siatuación. Al contrario que los antiguos “clientes” del Tercer Mundo, Karzai no ha intentado mentir ni ha sido hipócrita, sino que siempre actuó de frente. Es otro tipo de “cliente”, aunque también es cierto que la autoridad que antes imponía Estados Unidos ha mermado mucho.

Ajami es profesor en The Johns Hopkins University School of Advanced International Studies y miembro de Stanford University’s Hoover Institution.

Enlace a la fuente original en inglés